GUIA Y MAPA BUENOS AIRES GAY - TRAVEL GUIDE & MAP - BY CIRCUITOS CORTOS
HOME | ¿Quiénes Somos? | Publicite Aquí | Contáctenos | Otros Circuitos | Links
Noticias
28.09.2008
La comunidad cristiana, contra la avanzada gay: dicen que la homosexualidad se cura
ONGs de orientación cristiana reciben a homosexuales que quieran reconvertir su orientación sexual. Postulan que con terapia, esfuerzo, paciencia y fe se pueden identificar las alteraciones de conducta que "desvían" su sexualidad "natural". Pero no dudan, en casos de "mucha compulsión", en medicar a los pacientes. Para la Comunidad Homosexual Argentina no es una conducta y rechazan las terapias reparativas. Testimonios de los que pasaron por el tratamiento.
Para una persona creyente sentirse discriminada por su propio Dios por su condición sexual puede resultar terrible. En general, mantener ambos aspectos en armonía no es tarea fácil, y más aún cuando se trata de los evangélicos, quienes creen que el gay vive en pecado y tiene pasaje directo al Infierno, al igual que los católicos, a quienes les quitan el derecho a comulgar. Y sostienen que es una problemática que "se puede curar".

La psicóloga especialista en sexualidad y presidenta de la Fundación Cristiana Retorno, Mabel Borguetti, dice que la solución está basada en la psicoterapia reparadora. "Se puede volver de la homosexualidad, ya que se trata de una perturbación en la identidad sexual que fue construida durante la infancia. Si bien no es una enfermedad propiamente dicha, se trata de una conducta causada, en general, por un pasado donde hubo un padre ausente, una madre sobreprotectora o abusos sexuales, y puede ser revertida", asegura.

Después de haber atendido a más de 100 personas desde que se creó la fundación en 1990, afirma que con "trabajo, predisposición, paciencia y fe se puede salir de esa condición", aunque también admitió que "muchos no lo logran". "Yo me muero por mirar pornografía gay", parafraseó Borguetti lo que le decía uno de sus pacientes antes de aceptar tomar medicación para apaciguar "las ganas". Y explica: "Es que en casos extremos, cuando la conducta es muy compulsiva, es necesario trabajar en conjunto con médicos psiquiatras".

La Fundación Integra que comanda el pastor Esteban Borguetti se suma desde la misma vereda. "Nuestra función es equipar con recursos profesionales a la sociedad, a las iglesias en particular, y a cualquier persona que se sienta desafiada a vivir los valores cristocéntricos para crecer integralmente sano", explicó el coordinador de esta institución, Guillermo Nardi. Al unísono, advirtieron: "Nosotros nos los discriminamos, los amamos y hacemos esto por vocación para ayudarlos, por eso ni siquiera cobramos".

Sin embargo, alertan contra los "peligros de la avanzada de la cultura gay" y afirman: "Los medios son pro gay y las leyes también. Aparte, escudándose en la discriminación, se convierten en intocables. De seguir así, los discriminados seremos nosotros".

Ex gay. "Llegué a Retorno para recuperar lo que perdí, la atracción por las mujeres. Desde hace dos años concurro y desde hace unos meses estoy de novio con una mujer. Me sorprendí porque no tuve problemas a la hora de tener relaciones y hasta creo que me estoy enamorando", se enorgulleció Maxi, católico de 22 años. Haciendo un repaso por su historia, recuerda que a los 15 se le despertó la atracción por los hombres aunque no le agradaba sentir eso. "Con la terapia pude identificar las causas que interferían en mi identidad sexual, ya que tuve una mala relación con mi padre, y buscaba en los hombres el afecto que él no me supo dar cuando era chico. Al darme cuenta perdí el erotismo por el gay y recuperé mi sexualidad natural", finalizó, triunfante.

Desde la CHA. El secretario de la Comunidad Homosexual Argentina (CHA), Marcelo Suntheim, se mostró "en contra de las terapias reparativas" y consideró que es "una estafa a las ilusiones de la gente" ya que "el ser gay no se trata de una conducta, como dicen algunos piscólogos. Además, tampoco conocemos casos de 'conversión' que perduraran en el tiempo". Y agregó: "La orientación sexual debe entenderse como algo esencial e inherente a la historia de la persona y la cultura de su entorno, además de su estructura psicológica". "Conocemos gente que pasó por esas terapias, y terminó viviendo en la negación. Algunos se casaron, tuvieron hijos, pero en general, a todos les pasó lo mismo: en una noche de alcohol se acostaron con otro hombre", cerró Suntheim.

"Al final los que vamos a quedar discriminados somos nosotros", murmuró Borguetti y agregó: "¿Por qué es un derecho la homosexualidad si es una conducta? ¿Esto no habilitará a que otras orientaciones, como los pedófilos, también lo pidan?".

Los que vuelven al primer amor

La fe y la homosexualidad son compatibles en la asociación Cristianos Gays y Lesbianas de Argentina que preside Marcelo Sáenz, evangélico y con años de terapias reparativas encima.

Miguel es gay, evangélico, asistió durante dos años a la Fundación Retorno y después pasó por CEGLA. Hoy está en pareja, con un hombre. "Te hacen creer que rezando, apartándote del mundo gay, haciendo trabajos de 'hombre' como carpintería o mecánica y jugando al fútbol podés alcanzar la sanación", contó. Para el mundo evangélico "aquel que se deja tentar por su mismo sexo irá al Infierno", comentó riendo, aunque en otro tiempo esta creencia lo hundió en lágrimas. "Lo consideran como un mal hábito. Es como el diabético, nos decían, que cuando pasa delante de una pastelería tiene que cruzar para no tentarse. En nuestro caso tenemos que buscar una novia", remató. "El ex gay más famoso, José Luis Macarrone, citado varias veces en su bibliografía, es utilizado por ellos como ejemplo de que 'se puede'. Hoy está en pareja con un hombre y viven en Madrid. Al enterarme de esto, ¿cómo puedo seguir confiando?", contó Ezequiel, que también pasó por la fundación. "Seguí sus consejos prácticos durante tres meses, entre ellos, no tener expresiones 'femeninas', no usar determinados colores y vestimentas, y hacer trabajos masculinos, pero no resultó", se desahogó, y agregó que las prácticas le parecían ridículas, "pero la necesidad de creer y encajar socialmente era más fuerte". De familia presente y hermanos no gays, "me decían que podía haber sido abusado y no recordarlo"

Laura Gambale para Perfil

Ver más Noticias

 
Contáctenos
mapa gay contacto
Quiero Recibir/Distribuir mapas
mapa gay suscripcion  

Volver